El modelismo a escala, que puede ser estático o dinámico, es una actividad lúdica que como pasatiempo nos permite disfrutar y relajarnos, y a la vez nos da la oportunidad de aprender distintos episodios coyunturales de la historia, ya que en el modelismo estático se realizan reproducciones a distintas escalas, de la manera más fiel posible ya sea de: Escenas o hechos históricos, de un personaje, de un auto, un tren, un barco, un avión, entre otras muchas cosas. Pero de igual manera puede ser de un personaje, nave o escena de ciencia ficción o bien producto de nuestra imaginación. 

 

Existen diversos materiales en los que se pueden realizar las reproducciones a escala, entre ellos el más común y en el que se venden los kits o modelos en forma comercial es en plástico, sin embargo también se encuentran accesorios en resina o metal. Actualmente las herramientas a utilizar para realizar un modelo pueden ir tan solo de unas pinzas de corte; una cuchilla de corte (x-acto), para adaptar a mango de lápiz de metal; un pegamento líquido o en gel, con base de cianocrilato; un pegamento especial para plástico (de marca de modelismo es ideal) y; un par de limas de preferencia una gruesa y otra de 3 tiempos. Aunque ya se comercializan una serie de productos para modelismo y con esto hacer más fácil la construcción de modelos a escala y sobre todo su pintado y todos los efectos que puede requerir el modelo escogido. Aquí encontrarás un buen numero de tiendas del país, que ofrecen muchos productos comerciales para su armado y realizar todos los efectos deseados, pero además tendrás consejos sobre la utilización de otros materiales para mejorar costos y con buenos resultados. Si se trata de una maqueta también se cuentan con una serie de productos para llevar a cabo ambientaciones muy próximas a lo real, con la intención de engañar al ojo del que observa estas obras de arte o modelos y de esta manera hacer sentir su realismo.